El Citi Field reabrió puertas con flujo reducido de fans de los Mets y escasos vendedores

Luego de meses de permanecer cerrado, tras el fin de la temporada 2019 de béisbol y el inicio de la pandemia del COVID-19 que impactó de manera alarmante al condado de Queens, este jueves finalmente llegó el gran día que los fanáticos del equipo de los Mets, como Nilda Montes, estaban esperando con ansías.

El estadio Citi Field, que desde febrero pasado comenzó a utilizarse como un ‘mega centro’ de vacunación contra el COVID-19, volvió a abrir sus puertas para los amantes del béisbol, quienes comenzaron a llegar desde temprano para presenciar el juego entre los Mets y los Marlins.

La alegría era más que evidente, los abrazos entre amigos se vieron por doquier, las camisetas y gorras de los Mets reinaron, y no faltaron quienes llegaron con cerveza en mano en vasos plásticos para “calentar la garganta” antes de entrar, pero fue muy claro para los espectadores, que las cosas han cambiado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *